Nació al lado del mar, pero la vida, con sus paradojas, la condujo a desentrañar los secretos que guarda el fondo del océano desde una tierra de agua dulce. Desde bien pequeña, María Ángeles Bárcena Pernía (Santander, 1963) se imaginaba observando a través de un microscopio, un sueño que ha visto cumplido a través del Grupo de Geociencias Oceánicas de la Universidad de Salamanca (GGO), uno de los más potentes del país en el estudio del cambio climático a través de técnicas micropaleontológicas y biogeoquímicas aplicadas al análisis de testigos oceánicos.

Publicado en Ellas investigan