Vademecum Por S. A. D. Miércoles, 19 Diciembre 2018 10:21
algunas claves

Factores que determinan si recuerdas tus sueños o no

Hasta el 95% de lo que hemos soñado se olvida rápidamente poco después de despertarnos

Vote este artículo
(0 votos)
Los sueños pueden ser fascinantes, emocionantes, terroríficos o simplemente extraños. Los sueños pueden ser fascinantes, emocionantes, terroríficos o simplemente extraños. pixabay.com

Dentro de la comunidad científica, los sueños son todavía un misterio. Ha habido muchas horas de investigación y elaboración de infinidad de ensayos y presentación de muchas teorías; pero lo cierto es que, todavía los investigadores no entienden completamente por qué o cómo soñamos. Todos soñamos, pero algunas personas nunca recuerdan sus aventuras subconscientes.

Los sueños pueden ser fascinantes, emocionantes, terroríficos o simplemente extraños. Si bien no hay un consenso claro sobre el significado de los sueños, los investigadores han aprendido bastante sobre lo que sucede mientras estamos soñando.

Lo que sí está claro es que todos soñamos. Tanto los adultos como los bebés sueñan alrededor de dos horas por noche, incluso aquellos que dicen que no sueñan. De hecho, los investigadores han descubierto que las personas suelen tener varios sueños cada noche, cada uno de los cuales dura entre cinco y 20 minutos. Durante una vida típica, las personas pasan un promedio de seis años soñando. Si, leíste bien, seis años soñando.

Hasta el 95% de todos los sueños se olvidan rápidamente poco después de despertarnos. De acuerdo con una teoría científica acerca de por qué los sueños son tan difíciles de recordar, se afirma, que los cambios en el cerebro que ocurren durante el sueño no son compatibles con el procesamiento y almacenamiento de información necesarios para que tenga lugar la formación de la memoria. Las exploraciones cerebrales de individuos dormidos han demostrado que los lóbulos frontales, el área que desempeña un papel clave en la formación de la memoria, están inactivos durante el movimiento rápido de los ojos REM (Rapid eye movement por sus siglas en inglés, o movimiento rápido del ojo), la fase del sueño durante la cual suceden los sueños más intensos, la etapa en la que se produce el sueño.

¿Te levantas por la mañana e inmediatamente olvidas lo que estabas soñando? La capacidad de recordar los sueños varía ampliamente entre las personas y puede variar con el tiempo para cada persona. Con las indagaciones sobre la diferencia entre los que recuerdan los sueños y los que no recuerdan los sueños se han descubierto algunos factores que pueden determinar la diferencia.

Los avances en la captación de imágenes cerebrales y los estudios fisiológicos recientes dan una aproximación más cercana para responder la interrogante de por qué algunas personas recuerdan sus sueños más que otras. No existe una explicación estricta y concluyente, pero hay varias cosas que se correlacionan en este fascinante tema.

Las mujeres, en promedio, recuerdan más sueños que los hombres. Los investigadores no están seguros de por qué, pero podría ser una diferencia biológica u hormonal. Ellas, pudieran estar más conscientes de sus sueños porque tienden a estar más interesadas en los sueños en general.

La cantidad de sueño que se obtiene en promedio es uno de los factores más importantes relacionados con el recuerdo del sueño. Las personas sueñan cada 90 minutos durante el ciclo de sueño REM (movimiento ocular rápido). Sin embargo, esos períodos REM se prolongan a lo largo de la noche, lo que significa que estás creando los mejores sueños hacia la mañana, generalmente justo antes de despertarte. Si solo durmieras cuatro horas en lugar de ocho, solo obtendrás el 20 % del tiempo de tus sueños. Por esta razón, algunas personas informan que recuerdan más de sus sueños durante el fin de semana, cuando tienen la oportunidad de dormir más horas.

Gracias a las imágenes cerebrales, los científicos ahora tienen una mejor idea de qué partes del cerebro están asociadas con los sueños. Una parte del cerebro que procesa la información y las emociones es más activa en las personas que recuerdan sus sueños con mayor frecuencia. Esta región hacia la parte posterior del cerebro, llamada unión temporoparietal (TPJ), puede ayudar a las personas a prestar más atención a los estímulos externos. A su vez, esto puede promover algo que se llama la “vigilia en estado de reposo”.

Cuando estamos durmiendo, nuestros cuerpos hacen todo lo posible para permanecer dormidos. Los estímulos externos (olores, sonidos, sensaciones) a menudo se entrelazan en las narrativas de nuestros sueños. La mente soñadora tiene esta manera realmente genial de incorporar impecablemente la interferencia externa en la historia del sueño. Lo que significa que hay muchas influencias que pueden moldear la forma en que se desarrollan tus sueños. Solo ten en cuenta que tus sueños naturales, es decir, aquellos que no están a merced de lo que sucede a tu alrededor en el mundo real, te ayudan a procesar tus pensamientos y sentimientos acerca de tu día.

La próxima vez que tengas lo que parece un sueño realmente inusual, recuerda esto: definitivamente no estás solo. Hay una gran cantidad de libros y artículos que tratan de interpretar las imágenes simbólicas de los sueños para buscar significados ocultos e inconscientes. Pero con toda probabilidad, tu sueño probablemente se relaciona con algún elemento de tu vida diaria y probablemente compartes elementos comunes con los sueños de muchas otras personas.

 

Deja un comentario

No está permitido escribir comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes. Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

*Campos obligatorios.